| Colección: | | |

2021-09-01 Nueva denuncia por nubes de polvo y técnicas de derribo prohibidas [reg 2021-577990]

210901denuncia13enesimadesplomenubepolvo

Documento: https://abandohabitable.org/wp-content/uploads/2021/09/210901denuncia13enesimadesplomenubepolvo.pdf

Vídeos e imagenes incluidos en la denuncia:

 

Como ha quedado ya recogido en nuestra queja con número de registro 2021-576533 de 23 de agosto de 2021 se han documentado y denunciado numerosas irregularidades que no han tenido respuesta:

  • A. Lanzamiento continuado de escombros.
  • B. Insuficiente regado
  • C. La retroexcavadora con cizalla ejecuta labores de demolición y lanzado de escombros
  • D. Andamios que invaden Barraincua 4 no tienen licencia
  • E. Ausencia de andamio en patio pequeño de Barrainkua 4
  • F. Incumplimiento del horario de obras: falta de respuesta reiterada
  • G. Escombros al aire

En los 11 días que han pasado desde la última denuncia nada ha cambiado, incluso la situación ha empeorado. Documentamos aquí lo relativo al lanzamiento de escombros e inadecuadas técnicas de derribo por desplome (A), pero nos reiteramos en las otras (B, C, D, E, F y G) descritas en 2021-576533 que todavía no han tenido respuesta.

Lanzamiento continuado de escombros.

Como se ha expuesto en los escritos 2021-561066, 2021-570920, 2021-573744, 2021-576533 y documentado gráficamente en vídeo y fotografías, así como ha quedado documentado en vídeo el 18 de agosto presentado en 2021-575752 y como se puede ver en los vídeos 5, 9, 10,11, 12, 13, 16, 17, 19, 23, 24, 25, 26, 30 y 31 de agosto (todos los vídeos están disponibles en nuestro archivo web https://abandohabitable.org/obras/): se están lanzando continuadamente escombros contraviniendo el punto 15 de las condiciones particulares de la licencia:

“Los escombros deberán conducirse hasta la planta baja o hasta el lugar de carga por medio de rampas, tolvas o sistemas similares, prohibiéndose arrojarlos desde lo alto. Los materiales de fábrica y los escombros regados con la continuidad y forma necesarias a fin de evitar polvaredas”

En los días 30 y 31 de agosto, esto es ayer y antes de ayer, ha quedado documentado el derribo y desplome provocado por la acción de la cizalla de partes de fachada, tabiquería, forjado y vigas desde una gran altura, generando grandes nubes de polvo y contraviniendo la normativa de derribo.

Inacción municipal

Las obras de derribo están ya en su fase final. Tenemos la triste certeza, a la vista está en toda la documentación que hemos presentado, que desde Negociado de inspección de obras y desde el Área de Obras, Planificación Urbana y Proyectos del Ayuntamiento de Bilbao no se ha hecho lo suficiente para impedir, ni siquiera infraccionar, todas las irregularidades presentadas en las 12 denuncias durante estos 3 meses.

En el barrio, vecinos y comercio, hemos sufrido un auténtico calvario y la Administración no ha velado, a nuestro juicio, por el cumplimiento de la normativa con todo el celo que se le presupone, pese a las denuncias presentadas. La supuesta comisión de seguimiento de la obras, de la que no conocemos el contenido de lo que trata, composición de sus miembros, ni fechas de sus reuniones, no parece que haya sido la forma más óptima para velar el cumplimiento de la ley.

El Negociado de inspección de obras ha actuado demasiado lento a la hora de inspeccionar las obras y emitir informes. Por ejemplo, las denuncias por registro municipal del 2 y 17 de junio no fueron objeto de informe del área de obras hasta el 12 de julio. La notificación a nuestra asociación fue registrada el 21 de julio y no nos llegó, a los denunciantes, hasta el 26 de julio. Esto es, pasaron casi 8 semanas desde la comunicación de la primera irregularidad hasta que fuimos informados. Un informe que, por otra parte, decía que se estaba haciendo todo correctamente pese a que nosotros habíamos presentado un vídeo que mostraba lo contrario. Quedó nuevamente denunciado el 26 de julio (2021-570920). El Negociado de inspección de obras ha obviado muchos otros textos, fotos y vídeos presentados.

Todo ello nos hace desconfiar de los mecanismos actuales de control de obras y solicitamos que se mejoren para lo que queda de estas obras y próximas que puedan ejecutarse. Si así es como se han hecho siempre las obras “cumpliendo la normativa”, no queremos imaginar qué puede pasar cuándo se la salten. Parece que hay barra libre para la Constructora Murias SA y el propietario de la parcela, el Obispado de Bilbao.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.